Estudiar en el Extranjero: Manual básico del estudiante peruano para triunfar

Estudiar en el extranjero es una experiencia enriquecedora no solo a nivel académico y profesional, sino también en el ámbito personal.

En ese contexto, muchos peruanos aprovechan la oportunidad que tienen para iniciar programas de posgrado que implique desarrollar una especialización en países como España, Italia, Alemania o Francia.
Aspectos como encontrar vivienda, el medio de transporte ideal o adquirir ropa adecuada para el lugar son básicos para que la estancia sea más placentera. Sin descuidar la asistencia integral que, por ejemplo, en el caso de los peruanos que viajaron a Europa se incrementó en 20 % durante el primer semestre del 2017 frente a similar periodo del año pasado, de acuerdo con cifras de ASSIST CARD, la mayor organización de asistencia médica al viajero en el mundo.

Si estás próximo a emprender una aventura académica, presta atención a estos consejos para triunfar mientras estudias en el extranjero.

• Primeros pasos en tu nuevo hogar. Al llegar a tu nuevo país debes de tener en cuenta tres aspectos básicos: comprar un plan de telefonía celular, presentarte en tu institución educativa y regularizar tu estancia en el país.

Acceder a un plan telefónico con Internet es tu primera prioridad, ya que te permitirá estar en contacto con tu familia y amigos. Considera que puedes hallar planes de entre 10 y 15 euros en países como España y Francia. Asimismo, podrías prescindir de llamadas internacionales y priorizar planes con más GB de Internet. Una vez resuelto este paso, debes de reportarte en tu casa de estudios, ellos te podrán orientar para que tu proceso de adaptación sea más fácil y rápido, ya que siempre tienen información para los nuevos estudiantes como: zonas de la ciudad, alojamientos o supermercados.

En algunos países como España, la visa de estudiante tiene una vigencia de 90 días, luego de ello tendrás que tramitar tu Número de Identidad de Extranjero (NIE) en las oficinas de extranjerías de tu ciudad.

• La prevención, ante todo. Durante el primer semestre del año, el 85 % de casos presentados por asistencias en Europa se relacionó a temas médicos, destacando que el 25% se realizó con médicos a domicilio, de acuerdo con ASSIST CARD.

Por esa razón, es primordial que antes de partir adquieras una asistencia integral en tu idioma que te ofrezca atención médica 24/7, seguro para dispositivos móviles, cobertura de equipaje ante posibles pérdidas y asistencia médica para deportes, en caso te guste practicar deportes de forma profesional o amateur.

• Gestiona eficientemente tus gastos. Al elegir una ciudad, casi siempre preferimos la capital del país. Sin embargo, esto puede resultar algo costoso. Es mejor elegir algunas ciudades que no sean muy caras y que tengan una oferta estudiantil atractiva.

Indaga sobre el costo de vida, visita los mercados o supermercados y trata de conseguir un departamento compartido. El gasto aproximado de comida puede ir entre 25 y 50 euros semanales.

• Viaja y disfruta. Vivir en Europa y no conocerla es casi imperdonable, sobre todo por la variedad de vuelos de bajo costo, hospedajes económicos y facilidades que existen para que los estudiantes puedan conocer el Viejo Continente.

Apuesta por viajes de oferta que puedas hacer incluso en tren, te permitirá conocer varios países por un costo razonable aprovechando tu estancia.

Si ya tomaste una de las decisiones más importantes de tu vida y vas en busca del sueño europeo entonces, recuerda prepararte para los nuevos retos, pero no olvides que siempre debes de adelantarte a diversas situaciones y estar prevenido en cualquier momento y en cualquier lugar, así podrás sumar más y mejores experiencias de vida.

Atrévete a lo inesperado, viajar y conocer nuevas culturas es parte de los viajes. Animarse a tomar riesgos es cuestión de actitud. Estar asesorado es de un sabio viajero.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.