Evo Morales, renunció el pasado domingo a la Presidencia de Bolivia, todo esto producto de la fuerza de los militares. Es por eso que aceptó la oferta de asilo por parte del gobierno de México.

Marcelo Ebrard, canciller mexicano dijo lo siguiente: “Les informo que hace unos momentos recibí una llamada del presidente Evo Morales mediante la cual ha respondido a nuestra invitación y solicitó verbalmente y formalmente el asilo en nuestro país”.

“Procederemos de inmediato a informar al Ministerio de Relaciones Exteriores de Bolivia, cosa que ya hicimos, para quien bajo el derecho internacional proceda a otorgar el correspondiente salvoconducto y las seguridades, así como garantías de que la vida, integridad personal y libertad del señor Morales no serán puestas en peligro y que podrá ponerse en seguridad”, añadió.

Esta decisión ya ha sido informada la Organización de los Estados Americanos (OEA), bajo la premisa de mantener “la protección internacional a la vida, la libertad y la integridad de Evo Morales”.